La Energía Solar Termodinámica es un sistema que aprovecha la diferencia entre la temperatura del ambiente y la temperatura del líquido que hay en los paneles termodinámicos. Los paneles termodinámicos son ideales para aquellas viviendas que se encuentren alejadas de núcleos urbanos o como refuerzo a determinadas instalaciones de mayor capacidad. La principal ventaja de una instalación termodinámica es que puedes producir calor en casi cualquier condición. Estaremos produciendo calor haga aire, lluvia o sea de noche, lo cual elimina nuestra dependencia del sol. Una instalación solar termodinámica bien proyectada tiene un ahorro estimado de un 75% en el consumo eléctrico.